Misiles norcoreanos podrían alcanzar objetivos dentro de los Estados Unidos

Posted on 11/19/2020 by

Foto de archivo. Imagen de lo que parece ser un misil balístico lanzado desde un submarino en una localidad no identificada (KCNA via REUTERS) (KCNA/)Corea del Norte habría desarrollado misiles balísticos intercontinentales con suficientes capacidades de re-entrada atmosférica para llegar a Estados Unidos, señaló en un informe el ex agente Bruce Klingner, quien trabajó 20 años para la agencia de inteligencia estadounidense CIA.Klingner, que actualmente es investigador principal para asuntos del Noreste de Asia en la Heritage Foundation -prestigioso think tank conservador con sede en Washington D.C.- escribió en un nuevo informe que la CIA ha evaluado “amenazas definitivas al territorio de Estados Unidos por parte de Corea del Norte”.El ex agente de la CIA aseguró que Corea del Norte ha desarrollado un espectro de sistemas de misiles intercontinentales y armas nucleares que constituyen una amenaza para los Estados Unidos, así como para sus fuerzas y las aliados estadounidenses en Asia.En marzo de 2020, el general Terrence O’Shaughnessy, jefe del Comando Norte de Estados Unidos y el Comando de Defensa Aeroespacial de América del Norte (NORAD), testificó que “en 2017, Corea del Norte probó con éxito un arma termonuclear, así como dos diseños de misiles balísticos intercontinentales capaces de alcanzar gran parte o toda América del Norte, hazañas que solo los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU habían logrado anteriormente”.En julio de 2019, las Fuerzas de Estados Unidos de Corea evaluaron que el misil balístico intercontinental Hwasong-15 de Corea del Norte tenía un alcance de 13.000 kilómetros y era capaz de llegar a cualquier parte del territorio continental de los Estados Unidos.Corea del Norte conmemora el 75 aniversario de la fundación del gobernante Partido de los Trabajadores con un destile militar en Pyongyang (KCNA via REUTERS) (KCNA/)Aunque Corea del Norte aún no ha realizado una prueba de vuelo de misiles balísticos intercontinentales que haya demostrado con éxito la capacidad de vehículo de re-entrada, la CIA ha evaluado que como vehículos de re-entrada los misiles balísticos intercontinentales de Pyongyang probablemente funcionarían adecuadamente si volaran en una trayectoria normal hacia los objetivos continentales de Estados Unidos.Según el informe, Corea del Norte ha realizado seis pruebas nucleares, incluida una prueba en 2017 de una bomba de hidrógeno mucho más poderosa con un rendimiento explosivo aproximadamente 10 veces mayor que el rendimiento de las bombas atómicas de Hiroshima y Nagasaki de la Segunda Guerra Mundial.Pyongyang tampoco ha hecho nada para indicar que tiene la intención de acatar las resoluciones de la ONU que requieren el abandono de sus programas nucleares y de misiles. Pero sí ha declarado que ya tiene una capacidad total de ataque nuclear, incluso alterando su constitución para consagrarse a sí mismo como un estado con armas nucleares.En abril de 2018, Kim Jong-un anunció que Corea del Norte había completado con éxito su programa para montar armas nucleares en misiles balísticos y que ya no era necesario realizar pruebas nucleares o ICBM.Misiles balísticos intercontinentales en un desfile militar en Pyongyang en octubre de 2020 (KCNA) (-/)En 2016 y 2017, Corea del Norte tuvo grandes éxitos con muchos misiles en desarrollo. Lanzó con éxito tanto el misil balístico de alcance intermedio Hwasong 12, que puede apuntar a bases estadounidenses críticas en Guam, como el misil balístico de alcance medio móvil de carretera Pukguksong-2 y el misil balístico lanzado desde submarino Pukguksong-1 (SLBM). En 2019, Corea del Norte realizó 26 lanzamientos de misiles y presentó cinco nuevos sistemas de misiles de corto alcance que amenazan a Corea del Sur. Ese fue el número anual más alto de violaciones de las resoluciones de la ONU por parte de Corea del Norte. En marzo de 2020, Pyongyang realizó otros nueve lanzamientos de misiles de corto alcance, todos violando las resoluciones de la ONU.En junio de 2018, el presidente Donald Trump se reunió con Kim Jong-un en Singapur y posteriormente declaró que “ya no existe una amenaza nuclear de Corea del Norte” y que “la desnuclearización total ya ha comenzado a tener lugar”.El secretario de Estado, Mike Pompeo, afirmó en repetidas ocasiones que el líder norcoreano había aceptado el desmantelamiento completo, verificable e irreversible, ordenado por la ONU, de sus programas nucleares, de misiles y de armas biológicas y químicas (BCW). Sin embargo, durante la cumbre Trump-Kim de febrero de 2019, quedó claro que Kim no ha aceptado hacerlo y quedando claro que ambas partes no tienen aún una definición común de lo que significa “desnuclearización” o lo que constituye la península de Corea.Tropas norcoreanas durante un desfileA pesar de tres reuniones cumbre entre Estados Unidos y Corea del Norte, no ha habido una disminución en el arsenal de armas de destrucción masiva (ADM) de Corea del Norte o en la capacidad de producción. Posteriormente, la Comunidad de Inteligencia de Estados Unidos evaluó que Pyongyang había aumentado su producción de material fisible para armas nucleares, y las imágenes de satélite mostraron mejoras en las instalaciones de producción de misiles, vehículos de reentrada, lanzamisiles y armas nucleares.La Comunidad de Inteligencia continúa evaluando que Corea del Norte “es poco probable que renuncie a todas sus existencias, sistemas de entrega y capacidades de producción de ADM”.Amenaza de Guerra RegionalLas fuerzas de misiles nucleares y convencionales de Corea del Norte amenazan las bases estadounidenses en Corea del Sur, Japón y Guam. Corea del Norte tiene una extensa fuerza de misiles balísticos y ha desplegado aproximadamente 800 misiles balísticos tácticos de corto alcance Scud, 300 misiles de alcance medio No-dong y 50 misiles balísticos de alcance intermedio Musudan. Los misiles Scud amenazan a Corea del Sur, el No-dong puede apuntar a todo Japón y Corea del Sur, y los misiles balísticos de alcance intermedio Musudan y Hwasong-12 pueden alcanzar bases estadounidenses en Okinawa y Guam.Además, Corea del Norte tiene “más de un millón de soldados, lo que la convierte en el cuarto ejército más grande del mundo”, con reservas de varios millones más. Además, “alrededor del 70 por ciento de sus fuerzas terrestres y el 50 por ciento de sus fuerzas aéreas y navales están desplegadas dentro de aproximadamente 100 kilómetros de la Zona Desmilitarizada (DMZ)”, lo que hace posible atacar “con poca o ninguna advertencia”, que es de particular preocupación porque la capital de Corea del Sur, Seúl, está a sólo 48 kilómetros al sur de la DMZ. Además de los tres cuerpos convencionales a lo largo de la DMZ, Pyongyang ha desplegado dos cuerpos mecanizados, un cuerpo de blindados y un cuerpo de artillería.Soldados surcoreanos viajan cerca de la zona desmilitarizada (DMZ) que separa las dos Coreas, en Paju, Corea del Sur (REUTERS/Kim Hong-ji) (KIM HONG-JI/)La cumbre intercoreana de abril de 2018 dio lugar a promesas bilaterales de no agresión y reducción mutua de la fuerza. También se incluyeron promesas similares en las declaraciones conjuntas de 1972, 1992, 2000 y 2007, todas las cuales Pyongyang violó o derogó posteriormente. Ninguna de esas promesas impidió que Corea del Norte llevara a cabo provocaciones, intentos de asesinato del presidente de Corea del Sur, actos terroristas, ataques militares y cibernéticos y actos de guerra.En septiembre de 2018, las dos Coreas firmaron un Acuerdo Militar Integral para aliviar la tensión militar y generar confianza. El acuerdo busca reducir el peligro de que los choques militares tácticos inadvertidos a lo largo de la DMZ puedan escalar a conflictos estratégicos más grandes. Sin embargo, las posiciones defensivas estáticas como los búnkeres de hormigón fijos y los campos de minas no son una amenaza y nunca han sido la fuente de enfrentamientos militares en la península. Más bien, el mayor peligro surge de la disposición de las fuerzas de Corea del Norte orientada hacia adelante y con orientación ofensiva y del historial del régimen de hacer amenazas e iniciar hostilidades. Las medidas de fomento de la confianza implementadas hasta la fecha no han reducido la amenaza militar convencional táctica o estratégica de Corea del Norte a Corea del Sur, ni representan un progreso en la desnuclearización.Debido a un déficit previsto en reclutamiento de ciudadanos de 18 años para 2025, Corea del Sur ha iniciado una estrategia de reforma de defensa integral para transformar su ejército en una fuerza más pequeña pero más capaz para hacer frente a la amenaza de Corea del Norte. En general, la mano de obra militar de Corea del Sur se reducirá en aproximadamente un 25 por ciento, de 681.000 a 500.000. El ejército enfrentaría los recortes más grandes, disolviendo cuatro cuerpos y 23 divisiones y recortando tropas de 560.000 en 2004 a 370.000 en 2020. Seúl planeó compensar la disminución de los niveles de tropas adquiriendo aviones de combate y vigilancia avanzados, plataformas navales y vehículos de combate terrestre.Fotografía que muestra varios vehículos que transportan misiles Scud norcoreanos durante un desfile militar celebrado en Pyongyang (EFE/Stringer /Archivo)
(EFEM0297/)Que las fuerzas convencionales de Corea del Norte son una amenaza muy real para Corea del Sur se demostró vívidamente con dos ataques mortales contra Corea del Sur en 2010. En marzo, un submarino norcoreano hundió la corbeta naval surcoreana Cheonan en aguas surcoreanas, matando a 46 marineros. En noviembre, la artillería norcoreana bombardeó la isla Yeonpyeong y mató a cuatro surcoreanos.Debido a que el ejército de Corea del Norte está equipado predominantemente con equipos de fuerza terrestre más antiguos, Pyongyang ha priorizado el despliegue de fuertes capacidades asimétricas que incluyen fuerzas de operaciones especiales, artillería de largo alcance y misiles. Como se señaló, Corea del Norte ha desplegado cientos de misiles balísticos de corto alcance Scud que pueden apuntar a toda Corea del Sur con ojivas explosivas, químicas y biológicas. Las fronteras terrestres y marítimas entre Corea del Norte y Corea del Sur siguen sin resolverse, fuertemente armadas y sujetas a conflictos armados ocasionales y limitados.Las fuerzas norcoreanas dispuestas contra los aliados estadounidenses en Corea del Sur y Japón son sustanciales, y la historia de provocación de Corea del Norte es un indicador coherente de su intención de lograr sus objetivos políticos mediante al menos la amenaza de la fuerza. Después de asumir el poder, Kim Jong-un ordenó al ejército norcoreano que desarrollara un nuevo plan de guerra para invadir y ocupar Corea del Sur en una semana utilizando capacidades asimétricas que incluyen armas nucleares.Desde entonces, Corea del Norte ha realizado varios ejercicios de misiles y posteriormente anunció que eran ejercicios de práctica para ataques nucleares preventivos contra Corea del Sur y Japón.Vista de un misil Scud-B norcoreano exhibido en el Museo de la Guerra en Seúl (EFE/Jeon Heon-Kyun)
(EFEM0297/)Como conclusión del informe, Klingner afirma que el ejército norcoreano representa un desafío de seguridad para los aliados estadounidenses Corea del Sur y Japón, así como para las bases estadounidenses en esos países y Guam. Los funcionarios norcoreanos son beligerantes con Estados Unidos, a menudo lanzando amenazas militares y diplomáticas. Pyongyang también se ha involucrado en una variedad de comportamientos provocativos, que incluyen pruebas nucleares y de misiles y ataques a nivel táctico contra Corea del Sur.Corea del Norte ha utilizado sus pruebas nucleares y de misiles para realzar su prestigio e importancia a nivel nacional, regional y mundial y para obtener varias concesiones de Estados Unidos en las negociaciones sobre su programa nuclear y varios paquetes de ayuda. Estos desarrollos también mejoran la postura militar de Corea del Norte. Las agencias de inteligencia estadounidenses y aliadas evalúan que Pyongyang ya ha logrado la miniaturización de la ojiva, la capacidad de colocar armas nucleares en sus misiles de mediano alcance y la capacidad de llegar al continente norteamericano con un misil.Link al informe citado https://www.heritage.org/military-strength/assessing-threats-us-vital-interests/north-koreaSeguir leyendo:Estados Unidos interceptó un misil balístico intercontinental durante una prueba en alta mar: “Es un hito fundamental”El OIEA informó que el régimen de Irán puso en marcha centrifugadoras avanzadas en Natanz, un nuevo incumplimiento del acuerdo nuclear

(Visited 4 times, 1 visits today)
« Back home